El día de ayer, martes 20 de enero por la noche, la Cámara de Diputados de Chile aprobó un proyecto que creará un nuevo estatus jurídico para las parejas que conviven, sean del mismo sexo o no.

Esta iniciativa inició su tramite a nivel legislativo hace más de 3 años, en agosto del 2011.

Denominado ahora como Pacto de Unión Civil (PUC), inicialmente se denominaba Acuerdo de Vida en Pareja (AVP) y responde a la necesidad del país, ya que en la actualidad existen nuevos conceptos de familia.

La normativa fue aprobada con 86 votos a favor, 23 en contra y dos abstenciones, y crea el estado civil de conviviente legal, permitiendo fijar un nuevo régimen patrimonial para las parejas que deseen optar por esta opción, básicamente sin importar si son del mismo sexo o no. El principal objetivo es poder ofrecer una protección patrimonial y derechos civiles para los contrayentes, regulando de esta forma los efectos de su vida en común.

Esta es la mejor prueba de que Chile como país está dando un paso importante para ser mas inclusivo. El ministro secretario general de Gobierno, Álvaro Elizalde indicó: “Esta es una regulación que no discrimina y que da protección a todas las parejas y todas las familias del país”.

El presidente del Movimiento de Liberación Homosexual (Movilh), Rolando Jiménez, indicó que la aprobación de esta normativa es un gran paso contra la discriminación y la igualdad de derechos. “Estamos emocionados porque hoy día este proyecto se aprueba con votos transversales, hoy día Chile es un país mejor para vivir”, manifestó Jiménez.

Entre los puntos más resaltantes de la normativa aprobada destaca el que establece que los convivientes podrán acceder a la custodia del hijo de su pareja en el caso de fallecimiento de esta, siempre que haya contribuido significativamente a su crianza.

Esperamos que esta iniciativa sea tomada como ejemplo y se replique en otros países en los que aún las parejas del mismo sexo no cuentan con todos los derechos que les corresponden.